Pichetto: “Si dejamos a los epidemiólogos quedamos encerrados hasta fin de año”

El ex canciller Faurie y el ex candidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio (JxC) Miguel Pichetto, reflexionaron sobre la situación internacional de la Argentina y las posibilidades de la economía en el marco de una videoconferencia organizada por el partido UNIR, que fue moderada por el diputado nacional de JxC Alberto Asseff, donde además analizaron la política nacional a la luz de la pandemia del coronavirus.

Jorge Faurie fue el encargado de abrir la exposición y lo hizo analizando la mirada ideológica con la que el gobierno de Fernández maneja las relaciones internacionales. Al respecto, Faurie dijo que “los desencuentros con Brasil son enormes a pesar de la importancia que tiene Brasil en términos de relacionamiento estratégico, político, y sobretodo relacionamiento económico y comercial”. Explicó que Brasil con la llegada del gobierno de Bolsonaro puso en discusión un problema que ya existía: el espacio económico que constituye la unión aduanera Mercosur tiene dificultades de competitividad por no estar vinculado a los otros espacios comerciales.

Para Faurie “el Mercosur tiene un grado de aislamiento muy alto y requiere mayor apertura para participar en acuerdo económicos y hacerlo en condiciones más beneficiosas para nuestro sector productivo” y puso como ejemplo su gestión bajo el gobierno de Mauricio Macri.

El ex funcionario explicó que “en el gobierno de Macri buscamos acuerdos de preferencia con la unión europea para poder acceder a sus mercados” y elogió su gestión, recalcando que no fue una apertura indiscriminada, por el contrario “fue una apertura por sectores donde se establecen reglas de origen, normas técnicas. Además de presentarse mecanismos de impacto y ver si crear desbalance en el sector productivo entre el país en cuestión y los países de la UE”.

Por último Faurie recordó que la Unión Europea es un espacio económico de alto poder adquisitivo y con 600 millones de habitantes”. Y recalcó los términos ventajosos en los que se negoció al explicar que “la UE acepto que teníamos una diferencia de criterio de desarrollo productivo por lo cual las ventajas arancelarias que se le conceden al bloque del Mercosur y la Argentina entran en vigor desde el día uno que los acuerdos entran en vigencia, mientras que las preferencias arancelarias que se les concede a los europeos entran en vigor a partir del año quinto o sexto del acuerdo. Reconociendo la diferencia de desarrollo que existe entre ambas zonas económicas, de modo que pudiéramos potenciar nuestro sector productivo”.

Por último contó que la Unión Europea “ofreció usar fondos estructurales de la UE para el desarrollo de cadenas de valor; mejorar la productividad de los sectores que estuvieran en peligro debido a los acuerdos UE-Mercosur o reconvertirlas».

Faurie cerró su exposición diciendo que es necesario mantener relaciones con todos, no hay que comprar la ideología del otro, hay que dialogar y ver cuál es el punto en común que tenemos con ellos. Siempre buscando cuales son las ventajas del país, defendiendo la mayor productividad de los argentinos.

Luego fue el turno de Miguel Ángel Pichetto, quien hizo un análisis de la política local, con una mirada hacia lo exterior.

Pichetto comenzó su participación con un elogio al gobierno del ex presidente Mauricio Macri diciendo que ha tenido “una visión capitalista mirando a los emprendedores, al campo a la industria y mirando al mundo”. Luego lamentó que aquellos que pasaron por su gobierno no lo defienden públicamente y consideró que “Hay que dar el debate, defender las ideas. Hay que poner la cara en los medios de comunicación y dar la discusión donde va la argentina. Es imprescindible el debate democrático pero se hace poniendo la cara”.

Al respecto el Senador mandato cumplido utilizó como ejemplo el debate sobre la deuda pública, y explicó que este gobierno intenta “instalar el relato de que toda la deuda la genero el gobierno de Macri, cuando en realidad el proceso se da a partir de la última dictadura y todos los gobiernos democráticos se endeudaron”.

Defendió el gobierno de Macri y explicó que “tuvo que hacerse cargo del pago de hold outs porque ya teníamos las ejecuciones en marcha. Pero si (el ex ministro de economía) Dujovne y otros funcionarios no clarifican el debate se instala el concepto que la deuda la inicio Macri y la plata de los pagos de deuda se la llevaron sus amigos”.

Pichetto retomó la idea de Faurie sobre la mirada ideologizada del gobierno de Fernández y dijo que “lo que vemos en materia exterior es lo que pasa con el frente con todos y los procesos ideológicos que cruzan fundamentalmente la visión del presidente, que mira la política internacional desde lo binario de la ideología”.

Para el rionegrino “lo que tenemos que hacer es defender los intereses nacionales. Mantener el Mercosur y abrir el camino a la unión europea. Es falso el argumento de que vamos a lesionar la industria nacional. La industria entra en un proceso de competitividad o desaparece”. Y volvió a defender la agroindustria, que consideró como el motor de la recuperación económica del país luego de la pandemia.

Finalmente Pichetto hizo un análisis sobre los efectos de la cuarentena sobre la economía y dijo que “los industriales no pueden estar cerrados. Tiene que haber un plan de salida. Si los dejamos a los médicos epidemiólogos nos quedamos hasta fin de año”. Adelantó su posición sobre un proyecto relacionado al Impuesto a la riqueza y dijo que “que no podemos acompañarlo”, argumentando que es “un impuesto clasista e ideológico” que castiga a los sectores empresarios con los que tenemos que reconstruir el país.

Para finalizar el encuentro el anfitrión: el Diputado Alberto Asseff pidió la defensa las ideas de Juntos por el Cambio y mostró la necesidad de mantenerse en un “camino de firmeza y coherencia” para presentar un bloque sólido y unido en las elecciones legislativas del año próximo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.