AR flights 728 x 90

Procesaron a Deluca y a otro dirigente por lavado de dinero

El ex secretario general de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), Eduardo Deluca y otro dirigente argentino de la FIFA fueron procesados por lavado de dinero en una causa en la que se investigan millonarios movimientos de fondos vinculados con pagos de publicidad deportiva y realizados a través de una cuenta radicada en Suiza.

El segundo directivo investigado por el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi es Andrés Castelli, ex director regional para América Latina en la FIFA, de acuerdo con el fallo al que tuvo acceso Télam.

La causa se inició en 2014 a raíz de un envío de información realizado por la Fiscal Federal Adjunta de Berna (Suiza) luego de haber encontrado registros de movimientos financieros sospechosos vinculados con Deluca.

“En el mes de marzo del año 2004 se abrió en la Sede Central del Banco Credit Suisse AG, Zurich, una cuenta a nombre de Eduardo Carlos Deluca, en la que figuraría como titular y beneficiario último. Que desde esa cuenta entre los años 2004 y 2008 fluyeron varios importes de seis dígitos, entre los que se habrían girado fondos por un monto total de U$S 1.200.000 a cargo de una compañía domiciliada en el extranjero vinculada a la Conmebol”, recordó el juez en el fallo de 70 páginas que firmó el jueves pasado.

“Dichos fondos transferidos al señor habrían sido pagados a la sociedad domiciliada en el extranjero en concepto de publicidad en las bandas deportivas. Esa cuenta bancaria habría sido cancelada el día 25 de noviembre del año 2009 y sus fondos transferidos a una cuenta numérica del Credit Suisse abierta poco antes, a nombre de Eduardo Carlos Deluca y Andrés Castelli”, detalló el magistrado.

En el marco de esta causa, y a requerimiento de la Procelac, la Unidad de Información Financiera (UIF) realizó un análisis patrimonial y se verificó la existencia de Reportes Sistemáticos Mensuales (RSM) de los que surgió que Deluca adquirió tres inmuebles en efectivo, dos de ellos en noviembre del 2011 por 536.800 dólares y el tercero en marzo del 2012 por 55.000 dólares.

Con relación a Castelli, la UIF detectó que adquirió en agosto de 2011, mediante transferencia bancaria, un inmueble a 421.988 dólares.

Además, “la UIF concluyó que el perfil impositivo (DDJJ de Ganancias y Bienes Personales) de Deluca y Castelli no concordaban con los montos millonarios depositados en el exterior, ni con las adquisiciones efectuadas. Por ello, se destacó que el origen de esos fondos estaría vinculado con alguna actividad delictiva”, según destacó Martínez de Giorgi.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.